icono-a-ritmo-propio-borde-blanco.png
Joan Miró | Ma masía

Transferencia de Trabajo

Arianne E. Leon Burgos

El banquete de los analistas puede reflejar que se trata de un grupo de analistas que se reúnen para poder servirse del banquete de Lacan. Sí, es un grupo, o mejor dicho, son varios banquetes, pero el hecho de que sea un grupo no quiere decir que todos piensen, actúen y trabajen de la misma manera, que todo tiene que ser igual o que debe funcionar igual que una iglesia.

Aunque sea un grupo, esto no significa que lo que digan o hagan los analistas se queda solo para ellos como algo exclusivo.

J-A. Miller indica, “la iniciación como una transmutación subjetiva que resulta de una experiencia”.[1] Aquí pude notar que lo hace porque plantea que en el discurso científico, los resultados que se obtienen deben ser mostrados, enseñados a todos.
En este momento, se puede plantear que esta “enseñanza” puede ser un punto de inicio para la ciencia, ya que con “enseñable a todos” pudo abrirse camino. Miller señala que “el psicoanálisis no se abrió camino con lo que enseñaba a todo el mundo sino a partir de lo que únicamente se le puede decir a uno solo”.[2]

Si planteamos esto, la inducción al psicoanálisis, puede ser por vía de la transferencia, la transferencia puede darse de distintas maneras y en cualquier lugar. Entonces, considero que la transferencia es un punto de inicio.

También se puede plantear la transferencia en la experiencia del análisis. Bajo el discurso el analista, el analista introduce al analizante a trabajar. Esta es una experiencia, pero, ¿qué sucede luego? ¿qué ocurre con esa experiencia?

Quedarse con ella, no producirla, implicaría estar bajo el discurso del Amo, como la ciencia, que funciona para todos. Miller señala que “lo que se enseña uno por uno debe ser transmitido a todos”.[3] Pero esto no es una obligación, personalmente no lo considero un deber, sino, más bien como un “tipo de lógica basada en el discurso del analista”[4]. Donde se indica, básicamente, que un analista es un trabajador.

Entonces, ¿cómo pasar del “uno” al “todos”? Aquí podemos hablar de esto denominado transferencia de trabajo. Cuando se dice: “justamente se pasa trabajo”[5], pero ¿a qué trabajo se hace referencia?

Pude comprender algo que me resulta interesante y es que el trabajo no solo se refiere a un producto o al final de análisis o el resultado o un matema, como indica Miller[6],
sino, lo que lo que se pasa es una forma de trabajo: “tratándose de la transmisión, hablar de estilo es hablar de transferir trabajo”[7], transferir un estilo de trabajo.

Entonces pude introducir una pregunta, ¿cómo se enseña algo del trabajo?, ¿cómo se hace un trabajo? Considerando que esto es a ritmo de cada quien, pueden haber miles de formas de trabajo, considero que mostrar un trabajo es abrir algo de los otros, ¿cómo mostrar un trabajo?, ¿cómo pasar un trabajo?, ¿cómo hacerlo?

Valga la aclaración de que la transferencia de trabajo es diferente de la transferencia en la cura, porque en la trasferencia de trabajo el analista está como analizante, como trabajador. Entonces, como se mencionaba antes, en el discurso del analista, es el analista quien no trabaja. Miller indica en el capitulo “Del Acto a la Proposiciónn”, que Lacan dice que el analista está en posición de trabajador dentro de lo que es la enseñanza del psicoanálisis.
En este capítulo, pude notar que la proposiciónn de Lacan se refiere a que no solo existe psicoanálisis en la clínica o cura, sino que también existe psicoanálisis en su enseñanza, es decir, hay enseñanza del psicoanálisis, que a mi modo de ver, esto significa la transmisión o la enseñanza de un modo de hacer de un estilo que se ha aprendido en el análisis. Esto que se ha aprendido, Miller lo denomina “saber expuesto”[8]. Este saber expuesto, puedo ubicarlo como un estilo, una forma, de hacer, una forma de bien decir. Entonces, la transferencia de trabajo, implicaría que el trabajo que se pasa es un saber expuesto que apunta a enseñar, a mostrar la experiencia de uno en el psicoanálisis.

Entonces, hay un pasaje del saber supuesto al saber expuesto, esto se lo entiende cuando Miller indica que hay que saber decir. Considero que esto no significa que se puede decir solo con las palabras, este saber no solo es saber expresarse, sino que se puede decir también con actos, porque Miller señala que Lacan, en el Acto de Fundaciónn dice: “quienes, psicoanalistas o no, se interesan por el psicoanálisis en acto”. A mi entender, Lacan indica esto porque hay transferencia de trabajo cuando hay gente interesada en el psicoanálisis, sean analistas o no, es así que puedo comprender que la formación de un analista recae en el bien-decir.

La transferencia de trabajo es la enseñanza de la experiencia en el acercamiento que cada uno tiene de su inconsciente, que no sólo se lo aprehende en análisis, sino que se lo puede aprehender cotidianamente, en pequeños detalles, en lo que se dice y en lo que se hace, es por eso que cada quien tiene su forma de enseñar o mostrar las formas de su inconsciente.

En el psicoanálisis no hay modelos a seguir, no es algo mágico ni tan hermoso.
Toca aquello de lo que uno no quiere saber, te pone en aprietos cuando crees comprender algo. Creo que el psicoanálisis permite introducirse a lo que a uno le es costoso en la vida.

NOTAS

  1. Banquete de los Analistas, J.A. Miller, pág. 168
  2. Banquete de los Analistas, J.A. Miller, pág. 169
  3. Banquete de los Analistas, J.A. Miller, pág. 170
  4. Banquete de los Analistas, J.A. Miller, pág. 92
  5. Banquete de los Analistas, J.A. Miller, pág. 180
  6. Banquete de los Analistas, J.A. Miller, pág. 182
  7. Banquete de los Analistas, J.A. Miller, pág. 173
  8. Banquete de los Analistas, J.A. Miller, pág. 204
Más productos de este Boletín
Boletin 36 Joan Miró. Ma masía
¿Qué entendemos por función del analista?
Juan José Abastoflor Paredes
Boletin 36 Joan Miró. Ma masía
¿Qué es el deseo del analista?
Isaac Rogelio Núñez López
Boletin 36 Joan Miró. Ma masía
Política “Hacia la Escuela”
Dimas F. Vargas Almendras
Boletin 36 Joan Miró. Ma masía
La clínica psicoanalítica nodal y su relación con el valor del diagnóstico diferencial
Aldo Avila
Boletin 36 Joan Miró. Ma masía
El cartel, una experiencia de escuela
Boletin 36 Joan Miró. Ma masía
Interrogaciones sobre el cartel
Boletin 36 Joan Miró. Ma masía
Editorial